•  
  •  
  •  
  •  
  •  
 en
OK
 
  • Blogs 
 
Blogs:
Inicio Blogs
Crear mi blog
Escribir/Modificar
Ayuda
Los tops:
El Top 100
Los + activos
Los + comentados
Los + recientes
Los preferidos
Los vídeo blogs
Todos los blogs
Información Blog:Título:
El Blog de Marian Frías


Por: marianfrias
marianfrias

Descripción:
Soy Marian Frías, psicóloga, sexóloga y coach. Este blog pretende ser un punto de partida desde el cual podamos hacer pequeñas mejoras en nuestra vida personal y sexual.

Categoría: Sexualidad

Septiembre 14
LMXJVSD
1234567
91011121314
161718192021
22232425262728
2930         
Visualización
El Blog de Marian Frías : Listado de los artículos con su título solamente
El Blog de Marian Frías : Listado de los artículos enteros sin los comentarios
El Blog de Marian Frías : Detalle de un artículo entero con sus comentarios
Últimos posts:
Incapacidad para decir TE QUIERO
Sexo postvacacional
Aprende a escuchar tu cuerpo
Conecta con tu YO que te hace sentir bien
Los grandes mitos del porno
Buscando nuevas sensaciones
Reencontrar el equilibrio en la pareja
Mantener espacio en la pareja
El desamor duele
Compartir lo que sentimos, deseamos y necesitamos
Mis blogs preferidos
objetivoitboy
laisladelosninos
experimentaasia
recetasdevideoclub
yogaysalud
¡Noticia!
El blog de enFemenino.com El blog de enFemenino.com
 El Blog de Marian Frías 
 23456789
10
Incapacidad para decir TE QUIEROCreado el 15 Septiembre a 10:44 
Incapacidad para decir TE QUIERO

El otro día llegó a mis manos un artículo que se llamaba Alexitimia, la incapacidad para decir “te quiero”. ¿Te imaginas no ser capaz de decir te quiero a la persona amada o no saber identificar si lo que sientes por ella es amor o amistad?

Todos nos hemos podido encontrar alguna vez en esta situación, pero cuando se da de manera recurrente y permanente hablaríamos de que existe una dificultad emocional. Las personas con alexitimia no son capaces de identificar sentimientos, por lo que tienen dificultados en las relaciones con los demás y grandes problemas a la hora de tomar decisiones. Tradicionalmente a la emoción y a la razón se las ha separado y colocado en cubículos diferentes, pero la realidad es que a la hora de tomar decisiones (lo que tradicionalmente se ha asignado como tarea de la parte racional), las emociones toman un papel fundamental e imprescindible. Sin emociones no seríamos capaces de decidir.

La Sociedad Española de Nerurología, estima que el 10% de la población mundial padece Alexitimia, y que puede abordarse mediante terapia psicológica. Pero más allá de afectaciones extremas, todos en cierta manera necesitamos mejorar nuestra manera de gestionar nuestras emociones. Cientos de casos con los que he trabajado, han requerido de un trabajo emocional, donde la persona en el proceso terapéutico, toma mayor conciencia de toda la información que les ofrecen sus emociones. Desde ahí son más capaces de ofrecerse a sí mismas eso que necesitan, a pedir y a dar, a decir sí y a decir no, para poder sentirse como se quieren sentir.

Para poder expresar lo que se siente hemos de identificar y reconocer “eso que se siente”. Las emociones están llenas de matices y formas, cuanto más vocabulario emocional tengamos más fácil nos puede resultar saber lo que sentimos. No es lo mismo sentirse triste, que enfadado, no es lo mismo sentir rabia que ira, no es lo mismo y sin embargo a veces reaccionamos de la misma forma.

Expresar lo que sentimos, lo que necesitamos y lo que queremos, es el camino del equilibrio y el bienestar personal. Nos acerca a tener relaciones con los demás más sanas, y a disfrutar de nuestra infinita posibilidad de sentir y dar placer.

Las emociones son el lenguaje de la erótica; el sexo habla desde sensaciones que son la entrada al mundo emocional donde empiezo a sentir que me tocas, a reconocer cómo me siento cuando me tocas, como me siento cuando me besas, como interpreto eso que siento, como te cuento lo que necesito, lo que me hacen sentir tales o cuales cosas. Desde ahí es más fácil expresarse, punto de partida para vivir nuestra sexualidad de una manera que nos haga felices.

Son tan importante las emociones, que si te apetece adentrarte en descubrirlas para descubrirte, te animo a que hagas el siguiente ejercicio esta semana: el diario de las emociones. Durante esta semana, pon dos o tres alarmas en tu móvil a lo largo del día, cuando suene esta alarma sea lo que sea que estés haciendo, en cuanto te sea posible para un minuto y contacta contigo y responde a ¿cómo te sientes? ¿Qué estas sintiendo? ¿Es una emoción agradable o desagradable para ti? ¿Qué estás pensando? ¿Si transformaras ese pensamiento podrías sentirte mejor?. Hazlo cada día de la semana, al final reflexiona sobre lo que has vivido. Saca tus propias conclusiones.

Feliz semana, siente mucho y di a los demás TE QUIERO.


Marian Frías
marianfriaspsicologa.com
Ver los comentarios (1)
Sexo postvacacionalCreado el 8 Septiembre a 10:00 
Sexo postvacacional
Los terapeutas sabemos que el mes de septiembre aumentan las parejas que solicitan cita para el inicio de terapia de pareja. Por un lado, cuando no estamos bien, las 24 horas de convivencia se convierten en todo menos en vacaciones relajantes. También son muchas las parejas que se reencuentran sexualmente en verano, dejando fuera las gafas del estrés y de las prisas, se redescubren: se tienen cenas relajantes, se vuelve a hablar de sueños de proyectos, las risas aparecen, es decir se mejoran los momentos de intimidad y con ello la pasión resurge y se expande a sus anchas.

Dejando de lado el estrés es más fácil que sintamos placer. La relajación nos acerca al placer, a ver el mundo con mayor flexibilidad. Eso hace que estemos más abiertos a descubrir, a tener sexo a diferentes horas y a estar más receptivo.

Ahora bien; volvemos a la vida que nos hemos montado como la única posibilidad, donde el estrés, los horarios, los madrugones, hacen entrada de nuevo en el escenario. Desde ese estrés se vuelve al sábado sabadete. El “ahora no”, el “mejor luego”, el “después”, son expresiones que se vuelven habituales ante propuestas de disfrute y sexo. Volvemos a ponernos con perdón, como robots, a ver sólo como importante el hacer, la mecanización de la persona: me levanto, desayuno, trabajo, trabajo, trabajo más y duermo. Esta falta de tiempo para el sexo, que se acaba convirtiendo en falta de deseo, algo que no es asunto exclusivo de las mujeres, hay mucha falta de deseo en los hombres, generada por el estrés, la rutina, la falta de intimidad y creatividad. La pregunta ante el no me apetece, sería ¿qué si me apetecería? Desde ahí ampliamos el repertorio erótico.
Algo que vemos normal, que es la vuelta al cole o al trabajo, hace que cambiemos nuestra manera de ver el mundo. Si no hacemos nada para evitar el hábito del estrés, el placer disminuye inevitablemente. El placer no requiere tanto de hacer sino de estar receptivo, y eso requiere de paz y tranquilidad.
La buena noticia es que podemos cambiar esos hábitos y empezar dar prioridad a estar bien de manera individual, y si tenemos pareja con la pareja, en ambos casos el sexo con disfrute y conexión es fundamental.
Si eres de los casos en los que tu vida erótica mejora en verano, pero con el día a día pierde fuerza te recomiendo:
-Toma conciencia de los beneficios que te aporta a ti estar más activo sexualmente. El sexo es una fuente de salud y bienestar ¿para qué dejar de lado algo que nos hace bien?
-Ahora sabiendo que me hace bien, es el momento de darle prioridad. ¿Cuando haces las cosas que son prioritarias para ti? ¿ las haces al principio del día, al final, las agendas…? Si es importante, hay que darle ese espacio de importante.
-La intimidad favorece la pasión, así que no vale sólo el aquí te pillo aquí te mato a las 23 horas en la cama, rotos de cansancio. En la cena empieza el “polvo”, prestar atención a una conversación agradable o apagar la tele y mirarnos en silencio favorece que cuando lleguemos a la cama, estemos predispuestos. También al revés, la pasión favorece la intimidad, así que mi recomendación en la medida de lo posible es tener sexo en otros momentos del día, si se puede antes de cenar mejor. Así llegamos a la mesa con otra conexión.

Tener presente cómo el ambiente y el contexto de relax mejora mi vida erótica, saber que el sexo es fuente potencial de bienestar, darle espacio y prioridad, son claves que no podemos olvidar para que el sexo postvacacional no sea depresión sexual postvacacional.

Marian Frías
marianfriaspsicologa.com


Aprende a escuchar tu cuerpoCreado el 24 Julio a 13:16 
Aprende a escuchar tu cuerpo
¿Sabías que el cuerpo nos habla y responde a lo que le decimos?. Párate unos minutos a pensar... ¿cómo reacciona tú cuerpo cuando te dices o te dicen cosas del tipo “no puedo”, “no valgo”, “nada puede cambiar”, “es lo que hay y lo que toca”? El cuerpo ante estas expresiones, se agota, se agobia, se bloquea, nuestra postura cambia y es como si nos encogiéramos, nos cerramos, la mirada tiende a fijarse más en el suelo que en el cielo. ¿Y cómo se comporta tú cuerpo cuando sientes y piensas que “puedo con lo que me proponga”, “soy capaz”, “tengo todo lo que necesito”, “todo está bien”?. El cuerpo cambia de inmediato. Compruébalo. No solo me leas, piensa en estas frases y observa tu cuerpo, tu postura, tu mirada, como respiras en un supuesto y en otro.

Desde mi experiencia personal y profesional, cada vez detecto más sabiduría en la autobservación del cuerpo, sentimos en un cuerpo. Trabajar con él y no sólo con la mente, me reporta de inmediato cambios en mi estado de ánimo. Cuando mi cuerpo está conectado con pensamientos sanadores, para mí, siento que crezco, que me expando y que fluyo. Cuando entro en la exigencia y en la crítica, inmediatamente, mi cuerpo pesa más, estoy en mayor tensión.

El cuerpo es un canal que podemos utilizar para cargarnos de energía y también para descargarnos. Llenarnos de lo bueno, de lo que nos hace bien y soltar lo que no nos sirve y nos hace mal. Es importante soltar lo que nos hace mal: la culpa y el enfado, se quedan en nosotros y muchas veces salen en forma de agresividad y reacciones desmedidas. Te animo a que saques todo eso fuera, permítete gritar en medio del campo, soltar toda la ira dando puñetazos al aire, o golpeando un cojín. Para liberarnos primero tenemos que aceptar lo que anida en mí y quiero soltar, y después permitirme soltarlo (a poder ser no sobre otra persona, que es lo que hacemos muchas veces). Liberarnos de esa ira, facilita que conectemos con el placer y el disfrute.

Es interesante escuchar el cuerpo, la mente está demasiado saturada. Para ello hay muchas formas y probablemente cada una de nosotras y nosotros encontraríamos una fórmula que nos es más eficaz que a otros. Yo os cuento una de las formas que me ayuda. Gracias a ser curiosa y querer descubrir, la vida me pone ante mi cientos de oportunidades y posibilidades de probar cosas; de ahí elijo en función de lo que me hace bien. Si me hace bien y lo noto casi de inmediato, elijo practicarlo.

Estas últimas semanas, de mano de una alumna, compañera y maestra, he tenido el honor de descubrir
Emotraining. Es una novedosa disciplina que fusiona el entrenamiento físico y mental, es un nuevo estilo de vida donde cuerpo y emoción se entrenan al mismo tiempo y genera una gran sensación de bienestar, durante el entrenamiento y se mantiene después. Es divertido, lo noto en mi cuerpo y en mi mente; es como si durante los cincuenta y tantos minutos del entrenamiento, todo remara en la misma dirección. Me siento bien.

Si te apetece descubrir y curiosear te dejo
la puerta abierta para que descubras.

Os deseo un grandísimo y placentero verano.

Marian Frías
www.marianfriaspsicologa.com



Conecta con tu YO que te hace sentir bienCreado el 14 Julio a 12:13 
Conecta con tu YO que te hace sentir bien
Muchas personas están en cuenta atrás deseando que lleguen las ansiadas vacaciones, pero también son muchas personas que a la vuelta de las mismas tienen la sensación de que les ha servido para poco o que los efectos rápidamente desaparecen, como el moreno de playa.

Por eso creo que es importante, que dediquemos tiempo a las cosas a las que damos valor, por eso te animo a que cojas lápiz y papel. Date un ratito para conectar con esa parte que tenemos todos, que sabe lo que le hace bien, es esa parte que nos conoce al detalle, que todos tenemos y que vamos a llamar: DOCTOR YO MISMO. La clave es muy sencilla: hacer más de lo que nos hace bien y menos de lo que nos hace mal.

Todos queremos sentirnos bien, y si cabe sentirnos mejor aunque estemos bien, pero tengo la sensación de que muchas personas creen que ese bienestar depende de cosas “externas”: un trabajo, un plan divertido, que con quien estés se levante de buen humor, etc. Se nos olvida recordar que el poder del bienestar está en nosotros. No es una frase hecha, es la realidad. Dejar de ser “pacientes” de la circunstancias, y empezar a recetarnos lo que nos acerca al bienestar y la plenitud, nos llena de poder, y de responsabilidad de elegir lo que nos hace bien.

Tener eso claro, y llevarlo a cabo es un punto de partida diferente para tener unas vacaciones con conciencia. Para ello podemos dividir esas cosas que nos hace bien en 3 bloques:

-Qué me hace bien a mi mism@. No nos podemos olvidar que somos cuerpo, mente y alma. Así que cuidar esos tres elementos puede ser un buen inicio. El deporte, caminar, bailar, una alimentación que nos haga sentir con energía, un buen libro, o aprovechar y dar tiempo a esas cosas que nos interesan y donde las horas parecen minutos: revistas, pelis, alguna serie, manualidades, cocina, ir de tiendas, cine, teatro… Es el momento de poner en un papel todas esas cosas que a lo largo del año, por falta de tiempo o ganas no hacemos y sabemos que nos hacen bien.

-Qué me hace bien en la relación con los demás. Tanto si tienes pareja o no, el tener relaciones significativas con los demás, nos aporta muchas cosas. Desde poner foco en disfrutar de la familia, a una charla interesante con unos amigos, escribir postales y cartas a gente que queremos y que por el día a día tenemos “desatendidas”, pueden ser algunos ejemplos para darle importancia a establecer vínculos significativos con los demás. Si estás en pareja, dedicar momentos especiales fuera y dentro de la cama es un buen plan a considerar estas vacaciones, es el momento de tratarnos como si nos acabaramos de conocer y de interesarnos profundamente por qué tiene esa persona en este momento en su cabeza y corazón, que sueños tiene, que le preocupa, que le gustaría hacer durante este nuevo año, que para muchos empieza en Septiembre

-Qué me hace bien en la relación con el mundo: ¿Qué cosas me ayudan a conectar de la naturaleza?. Tener una buena relación con lo que nos rodea, acercarnos a la naturaleza, al mar, al río, a la montaña, a un parque cercano, nos carga de energía, y nos acerca a una sensación de paz. Desde ahí la relación con uno mismo y con los demás se suaviza. Nos volvemos más tolerantes, más amorosos y tranquilos.

Dale forma a todo esto en un papel, y planifica tus vacaciones.

¡Aprovecha este momento!

Marian Frías
marianfriaspsicologa.com

Los grandes mitos del pornoCreado el 7 Julio a 8:34 
Los grandes mitos del porno
¿Es beneficioso el porno para la pareja? ¿Y para nuestra vida erótica? Desde mi punto de vista, es como todo en la vida, dependiendo de cómo lo utilicemos y para qué, además de cómo nos haga sentir. Esos son los criterios que cada uno puede tener en cuenta para responderse así mismo a las preguntas.
Antes, el porno solía utilizarse mayoritariamente por hombres y en situaciones “casi clandestinas”, en la actualidad cada vez más son las parejas las que deciden usar el porno como un complemento, para aumentar su actividad y el deseo.

Es clave entender qué es el porno, y cuántos mitos están tras él. Casi todos sabemos que en el cine y en la televisión hay muchas cosas trucadas, y aún sabiéndolo a veces se nos olvida y creemos que es verdad. En el porno también hay trucos y efectos especiales, además de un largo proceso de casting, así que saber que es una película y una fantasía, nos ayuda a dejar de interpretar lo que vemos como verdadero, y saber que es una película.

Inevitablemente nos comparamos con las cosas que vemos, si creemos que es verdad el efecto de la comparación en muchos casos no nos lleva a disfrutar, sino todo lo contrario a marcarnos unas expectativas muy elevadas a las que no vamos a llegar. Es decir si entendemos mal el porno puede convertirse en una fuente de malos entendidos del funcionamiento erótico de las personas, llevándonos a la frustración o a la idealización del porno.

Algunos de los grandes mitos del porno tienen que ver con:
-La duración de los encuentros: a pesar de que parezca que esa hora de peli están sexualmente sin parar, la realidad es que se graban en varios días. Se graban diferentes escenas, que luego se editan y se pegan generando una escena de continuidad cuando en realidad no lo es. También algunos actores principales en algunas escenas utilizan dobles.

-El tamaño del pene : además de que los actores pasan castings, hay cosas como anillos, bombas de vacío y la depilación del vello púbico que hace que el pene parezca más grande.

-El tamaño de los pechos: en la mayoría de los casos son chicas operadas.

-El placer: el placer en el cine se finge, de tal manera que expresiones muy explicitas de placer como los gritos, forman parte de un guion de una peli (recuerda que es una peli). Además en ocasiones, penes muy grandes, y determinadas prácticas como el sexo anal requieren de “preparación” para que sea placentero y no doloroso.

-El orgasmo femenino: aparecen muchas escenas donde la chica tiene grandes orgasmos sólo con la penetración, eso tampoco es cierto (recuerda que fingen). El orgasmo femenino requiere de estimulación del clítoris.

-Eyaculaciones masculinas: existen eyaculaciones digitales, cantidades tan enormes de semen y tantas veces, se consiguen con efectos especiales (una jeringuilla con jabón)

La pornografía no es una escuela de aprendizaje, sino una fuente de estimulación. Usarla para divertirnos, y para excitarnos, pero no para compararnos y para imitar. Por eso es clave que cada uno desarrolle su propia creatividad sexual, que usemos lo que nos sirve del porno, como complemento y para darnos algunas ideas (vestuario, alguna escena, miradas, posturas…) poniendo en foco en descubrir qué es lo que nos gusta y cuáles son nuestras formas de sentir.

Marian Frías
marianfriaspsicologa.com


Ver los comentarios (1)
Página de artículos del blog
 23456789
10
Volver a la lista de blogs



###


Copyright © 1999-2014 enfemenino.com